MORREU

Se fue Brasil del Mundial de Rusia. Sucumbió ante Bélgica por 2-1, siendo la selección europea _más todavía desde hoy_ seria candidata.

Los de Tite se marcharon tras perder su primer partido, ya que en la fase grupal sumaron dos victorias, un empate, y triunfo en octavos.

Bélgica se plantó desde el primer momento y pese a que el tanto apertura fue autogol de Fernandinho, a los 13 minutos, los europeos dejaron siempre una mejor sensación.

De Bruyne, a la media hora, alargó la diferencia. Hay que reconocer que el complemento fue casi todo de Brasil, con las mejores chances. Tropezó con la falta de eficacia y con la figura del encuentro, el portero Courtois, impresionante.

En la parte final del encuentro, descontó y le puso suspenso a la historia Renato Augusto, tras gran golpe de cabeza a los 31′.

Quedó tiempo para que, sin orden pero con muchas ganas, los verdeamarillos tentaran la paridad. Tal cosa no ocurrió.

Clasificó Bélgica, está entre los 4 mejores seleccionados del mundo y el martes a las 14 enfrentará a Francia, por un lugar en la soñada final.

 

Categorias: Más fútbol,Mundial de Rusia 2018

Etiquetas:

Los comentarios están cerrados